martes 21 de septiembre de 2021

PERSONAJES | 06-09-2021 18:25

Beyoncé: 40 años de la estrella que marcó a una generación

La artista estadounidense acaba de ingresar a una nueva década y en esta nota repasamos algunos de sus mejores momentos artísticos y personales.

Beyoncé Giselle Knowles-Carter, más conocida por su primer nombre, Beyoncé, tiene una larga historia que la convirtió en una de las mejores artistas que ha visto el mundo de la música. Repasamos algunos de sus mejores momentos en los últimos años.

Beyoncé
La siempre carismática Beyoncé Giselle Knowles-Carter.

Una vocación muy definida

La pasión por el rubro artístico se remonta a la niñez de Knowles, precisamente a los 7 años cuando cantó “Imagine”, de John Lennon, en un concurso de talentos escolar.

En los años siguientes, la futura compositora fue a una escuela especializada en Artes Escénicas y Visuales. Paralelamente al estudio, nunca dejó de moverse, gracias al apoyo de su padre, Mathew Knowles, para conseguir un contrato discográfico junto a cuatro chicas más, quienes después de muchas idas y vueltas firmarían contrato en 1996 con Columbia Records, la banda sería la legendaria Destiny's Child.

 

El furor Destiny's Child

Con la canción y videoclip de “No, No, No Pt.2”, en colaboración con Wyclef Jean, que pertenece al primer disco, LeToya Luckett, Kelly Rowland, LaTavia Roberson y Beyoncé llamaban la atención de todos al llegar al número 1 en la lista R&B/Hip Hop de Billboard.

Vendieron un millón de copias, pero la audiencia no confiaba en sus talentos vocales del todo y las tildaron sólo como una banda “de un solo éxito”.

El segundo álbum de Destiny's Child, The Writing's On The Wall, con una tapa de miradas desafiantes, ellas demostraron a todos que sabían hacer más de un hit: “Bills, Bills, Bills”, “Jumpin’, Jumpin’”, “Say My Name” y un himno feminista que se repite hasta el día de hoy: “Independent Woman Pt. 1”, que formó parte de la banda sonora de “Los Ángeles de Charlie”.

En 2001, ya con una agrupación definitiva con sus integrantes Kelly Rowland, Michelle Williams y Beyoncé, salió Survivor, el tercer disco que marcó su carrera: vendió 663 mil copias en Estados Unidos. El tema del mismo nombre fue compuesto por la propia líder y ganó un premio Grammy.

Se le sumaron hits como “Bootylicious”, palabra que creó la propia Queen B para que las mujeres se sientan orgullosas de sus curvas y hasta fue legalizada en el diccionario de Oxford. La canción llegó a ser número 1 en el ranking Billboard Hot 100. También hay temas como “Nasty Girl” y “Emotion”, que se volvieron clásicos.

El mismo año la girl band ya consolidada tuvo su álbum navideño: 8 Days of Christmas, con cuatro canciones co-compuestas por Beyoncé ("Home for the Holidays", "8 Days of Christmas", "Winter Paradise" y "Spread a Little Love on Christmas Day").

Este material fue para contener a sus fans, ya que las cantantes pensaban separarse por tiempo indefinido para desarrollar sus proyectos solistas. A pesar del talento de todas, Knowles se convirtió en la primera mujer afrodescendiente en recibir el premio a “El compositor del año”, de la Sociedad estadounidense de Compositores y la segunda mujer en Autores y Editores.

 

Un camino en solitario

El primer disco de Beyoncé, Dangerously in Love (2003), fue el despegue absoluto como ícono pop, vendió 11 millones de copias en todo el mundo. El primer corte,  “Crazy In Love (feat. Jay-Z)”, se convirtió en el tema del verano, mientras que “Baby Boy (feat. Sean Paul)”, fue uno de los mayores éxitos del otoño. Los canciones “Me, Myself and I” y “Naughty Girl”, también tuvieron su lugar en los charts.

Para 2006, como toda una estrella, la artista co-protagonizó la película “La Pantera Rosa” interpretando el papel de Xania, una estrella del pop internacional, junto a Steve Martin, quien interpretaba al Inspector Clouseau. El tema “Check on It (feat. Slim Thug)”, que había sido incluída tres años atrás en el álbum #1’s de Destiny's Child, fue adquirida para la banda sonora del film.

Beyoncé fue más lejos en el cine y consiguió un papel en “Dreamgirls” (hoy disponible en Netflix), la adaptación cinematográfica del exitoso musical de Broadway de 1981 sobre un grupo de cantantes de la década de 1960 basado en The Supremes, el grupo femenino de Motown. En la película, la actriz interpretaba al personaje basado en Diana Ross y grabó varias canciones para la banda sonora, incluido el tema original “Listen”.

Ese mismo año se le concedió a Destiny's Child la soñada estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood, consolidándose definitivamente como un grupo que trascendió en la historia de la música.

Con todo este éxito arrollador, Beyoncé no paró y sacó su segundo disco B'Day (2006), precisamente para festejar sus 25 años y que terminó en sólo tres semanas, inspiradísima por haber trabajado en “Dreamgirls”.

El resultado fueron 23 canciones, entre ellas: “Beautiful Liar (feat. Shakira)”, “Irreplaceable” (donde son todas mujeres las que tocan los instrumentos), “Green Light”, “Upgrade U (feat. Jay-Z)” y temas en español como “Amor Gitano”, con el mexicano Alejandro Fernández, que fue utilizado para la telenovela colombiana “Zorro: la espada y la rosa”.

B'Day es un álbum para desmenuzar de principio a fin por su variedad musical y artística. Hasta tuvo que sacar un DVD paralelo para la cantidad de videos que la compositora realizó en esta etapa. Obvio, fue número uno al vender 8 millones de copias en todo el mundo. Además ganó tres premios Grammy: mejor interpretación vocal R&B femenina por “Ring the Alarm”, mejor canción R&B y mejor colaboración de rap/cantada por “Déjà Vu”.

En 2011 Beyoncé lanzó su disco 4, el cual marca un antes y un después en su vida. Se grabaron 72 temas, de los cuales quedaron seleccionados sólo 14 y fueron filtrados. “Love On Top”, que da inicio al álbum fue presentado en los MTV Video Music Awards, donde mostró la panza de su primer embarazo y la llevó a ganar un Grammy como Mejor interpretación de R&B tradicional.

Además ganó el premio a la mejor coreografía por “Run the World (Girls)” en los VMA, que se volvió un himno feminista más, digno de una playslist para empoderarse. Hubo más singles con sus respectivos videoclips como “Party”, “Countdown”, y la tierna, pero a la vez dura, “Best Thing I Never Had”, entre otros.

Lemonade, que cumple cinco años, es la gran obra maestra de la cantante: “Se basa en el viaje de cada mujer al autoconocimiento y la curación”, dijo en la plataforma musical Tidal. Su lanzamiento fue acompañado por una película de una hora que se estrenó por HBO, inspirada en su abuela.

Un histórico Super Bowl

Su sexto disco contó con colaboraciones de Jack White, The Weeknd, James Blake y Kendrick Lamar. El primer adelanto fue “Formation”, donde habla de la violencia policial hacia los negros y la presentó en vivo en la histórica noche del Super Bowl 50. Posteriormente su tour fue el que más recaudó ese año y además ganó ocho premios en los MTV Video Music Awards, superando a la mismísima Madonna.

Beyoncé terminó ganando sólo dos Grammy de sus nueve nominaciones: a mejor álbum contemporáneo urbano y mejor video musical por “Formation”. Adele se rindió a sus pies y hasta le pidió perdón por arrebatarle el Grammy a mejor disco.

Pero la historia no termina allí, ya que la artista quedó embarazada de mellizos y tuvo que suspender su actuación en el Festival de Coachella. Recién en 2018 pudo brindar su actuación que fue histórica para darle el cierre a Lemonade. Pueden verlo todo y emocionarse con “Homecoming” (2019), la película documental que está disponible para ver en Netflix y que además ganó el Grammy a mejor película musical.

Beyoncé le dio su voz a Nala, en la remake de “El rey león”, participó de su banda sonora y se inspiró tanto en este film que lanzó The Lion King: The Gift (2020), un álbum producido sólo por africanos y ganó dos premios Grammy a Mejor performance R&B por “Black Parade” y Mejor video musical por “Brown Skin Girl”. Además, se animó de nuevo a darle su parte visual totalmente escrita, dirigida y producida por ella: “Black Is King”, que se encuentra disponible para ver en Disney Plus.

En una reciente entrevista, la cantante aseguró que lleva más de un año trabajando en nuevas canciones y desea que los próximos años sean divertidos y llenos de libertad:

“Quiero explorar aspectos de mí misma que no he tenido tiempo de descubrir y disfrutar de mi marido y mis hijos. Quiero viajar sin trabajar. Quiero que esta próxima década sea de celebración, de alegría y de dar y recibir amor”. Lo que es seguro es que en noviembre se estrenará su tema “Be Alive”, que formará parte de la película biográfica que sigue al padre y entrenador de las tenistas Venus y Serena Williams: “King Richard”.

Galería de imágenes

Accedé a los beneficios para suscriptores

  • Contenidos exclusivos
  • Sorteos
  • Descuentos en publicaciones
  • Participación en los eventos organizados por Editorial Perfil.

En esta Nota

Comentarios