jueves 5 de agosto de 2021

GOURMET | 14-06-2021 08:29

Mate: porqué se volvió una infusión cool y sustentable

Es la bebida popular por excelencia argentina, pero en este último tiempo se reinventó. Conocé un poco más de esta especial transformación.

Hace tiempo que el mate viene ganando terreno. Los bares, las cafeterías y hasta los restaurantes lo ofrecen (sin compartir, claro) como una opción frente al café y al té. Los accesorios para cebar un mate siempre fueron especiales y hubo muchísimos para elegir, pero en estos últimos años la yerba ganó mucho protagonismo, primero por sus distintos blends, pero también porque el consumidor empezó a interesarse más por sus procesos productivos y el impacto ambiental.

Hablamos con NancySabaryn, fundadora de la firma Susurro Nativo y pionera en este nuevo mate más cool. Hace poco presentó sus exclusivos blends de yerba mate premium.

-¿Cómo se puede reconocer una yerba de calidad?

-La yerba mate se compone de distintas partes de una misma planta: la Ilex Paraguariensis. Una buena yerba tiene pedacitos de hoja gruesos, pedacitos más finos, palo y un poco de polvo. El equilibrio de cada uno de estos elementos es importante la hora de crear una yerba mate de calidad.

El contenido y características del polvo es uno de los indicios fundamentales para determinar la calidad: si es hay mucho polvo, si es de color verde intenso o verde muy claro, esto puede indicar deficiencias en la elaboración. Por el contrario, cuando hay poco polvo, es de color verde seco y sale fácilmente de la palma de la mano cuando lo estamos preparando, es señal de que es una yerba de calidad.

También tiene mucho que ver el proceso de elaboración, la calidad de la materia prima, cómo se cuida y cultiva la planta, el proceso de estacionamiento. Nosotros por ejemplo no usamos herbicidas ni plaguicidas, cuidamos las plantas en forma artesanal y el estacionamiento de 24 meses, lo que asegura que el proceso de secado sea lento y controlado.

 

 

-¿Qué propiedades tiene el consumo de mate?

La yerba mate, sobre todo la orgánica, tiene propiedades antioxidantes, energizantes, ayuda a disminuir el colesterol y además es fuente de vitamina B y minerales como el potasio y el magnesio. Y estamos hablando de la yerba mate clásica. Si además hablamos de blends como los que desarrollamos en Susurro Nativo, estos beneficios se expanden aún más, ya que cada uno está pensado para generar distintas sensaciones.

-¿Cómo se puede cambiar la mentalidad del tomador de mate para que se repliegue a consumir productos de calidad?

-Desde el punto de vista de las marcas, creo que la clave está en partir de productos que tengan una diferencial real. Cuando el producto realmente marca una diferencia, cuando mejora lo conocido, cuando soluciona, el consumidor se da cuenta y lo adopta. Nosotros hemos querido marcar la diferencia tanto desde el proceso de elaboración como en el packaging y la comunicación, pero la base central es el producto. En nuestras plantaciones tenemos yerba orgánica 100% certificada con una exquisita selección de hierbas.

 

 

-¿Cómo se prepara un buen mate?

-El cebado del mate es algo sumamente personal. Por eso en Susurro Nativo decimos que “hay mil maneras de tomar mate, y una, habla de vos”. Creemos para tomar mate no hay reglas estrictas, cada uno va descubriendo y haciendo sus propios rituales y formas de prepararlo. Esto es como el amor o como la vida misma, no hay recetas.

A modo general sugerimos cargar el mate con yerba preferentemente con la cuchara yerbera.

Si utilizamos los blends, en proporciones sería: ¾ partes con el blend que elijas, y el resto con Susurro Nativo “Clásico” o con tu yerba habitual. Luego se tapa la boca del mate con la mano o servilleta y se agita suavemente. Al reincorporarlo, movemos el mate de modo que el blend cubra el mate en forma oblicua. Mojamos con un chorrito de agua tibia la parte menos cubierta e incorporamos la bombilla. Luego vamos vertiendo el agua de a poco, mojando la yerba que está más cerca de la bombilla y a medida que avanza la cebada ir mojando de a poco el resto de la yerba. Algo que sí es importante para mantener el buen sabor y la durabilidad de la cebada es la temperatura del agua, que no debe ser mayor a 80° .

 

at Clara Ballester

Galería de imágenes

Accedé a los beneficios para suscriptores

  • Contenidos exclusivos
  • Sorteos
  • Descuentos en publicaciones
  • Participación en los eventos organizados por Editorial Perfil.

En esta Nota

Comentarios