martes 27 de octubre de 2020

PERSONAJES | 29-09-2020 16:40

Liz Solari: "Necesitamos un cambio rápido porque estamos viviendo un colapso"

La actriz y activista por los derechos de los animales le pone la voz al documental Cinco Corazones que muestra el negocio ilegal detrás de la faena equina.

Liz Solari es la voz de Cinco Corazones el documental que acaba de estrenarse y que muestra la cruel realidad que sufren los caballos en la Argentina.

Una investigación de más de 3 años que evidencia una red de negociados millonarios y complicidades a partir de la faena equina y la exportación de carne de caballo a países europeos.

Producido por Posibl. el film busca ejercer presión sobre la inmediata prohibición de la faena equina y la exportación de carne de caballo. La actriz y defensora de los animales reflexiona en exclusiva sobre el maltrato animal y la importancia de la generación de este tipo de material. 

¿Crees que es posible un cambio sin replantearnos un nuevo sistema?

Definitivamente tiene que haber un cambio pero tiene que ser de raíz. Porque lo que yo noto es que hay una resistencia por parte de las autoridades de las industrias que obviamente se benefician de todo esto. Una resistencia al cambio porque el cambio genera miedo.

Yo creo que tenemos que hacer una transición rápida hacia industrias sostenibles y éticas. Ahora se está dando un cambio pero de manera lenta y necesitamos que sea mucho más rápido porque tenemos la debacle que se nos viene encima.

Por eso es tan importante que existan documentales como Cinco corazones, que habla de la faena equina. Y es muy interesante porque aunque en Argentina no se consumen caballos, somos los principales exportadores al mundo. 

Cinco corazones habla de la faena equina y el negocio ilegal detrás de ese mercado
Cinco corazones habla de la faena equina y el negocio ilegal detrás de ese mercado

La faena equina no es una problemática tan conocida, ¿Qué fue lo que te motivó a formar parte de este proyecto?

El negocio de la sangría de yeguas. Yo sabía se estaban utilizando yeguas embarazadas para sacarles la sangre y vender las hormonas a las industrias de animales, para por ejemplo, generarles embarazos más rápidos a las chanchas.

Ya es siniestro cuando lo escuchas pero la verdad es que el documental va profundo en este tema. Porque muestra como se las insemina artificialmente para embarazarlas, para que produzcan esta hormona, después la utilizan para la inseminación de los cerdos y eso termina siendo alimento que llega a las personas. 

Todo un círculo de crueldad

Las hacen abortar cuando las terminan de usar y las vuelven a inseminar hasta que no dan más y las mandan a faenar. Entonces lo que a mi me gustó del documental es que está el círculo bien cerrado.

Donde vos podés ver de principio a fin la vida miserable del caballo, que desde que nace hasta que muere porque pasa por todo tipo de explotación. Y otra cosa que a mi me parece muy importante del documental es la pregunta que hace.

Porque aunque exportamos el 60 por ciento de la carne de caballo que se consume en el mundo, no hay lugares específicos donde se críen caballos. 

Liz Solari: Como raza no podemos pensar que vamos a hacer cosas y no va a pasar nada
Liz Solari: Como raza no podemos pensar que vamos a hacer cosas y no va a pasar nada

Crees que es el momento indicado para poder difundir esta crueldad

Yo creo que es muy interesante algo que revela este documental y es que está íntimamente vinculado con la cría de cerdos, que tiene que ver con la sangría de las yeguas.

Entonces creo que sí que es todo importante porque son piezas de un mismo rompecabezas y cuando hablamos de crueldad animal, incluye a todos los animales, a pesar de que en este documental nos focalizamos en los caballos, sabemos muy bien que la oferta que no está haciendo desde China para traer mega fabricas de cerdos al país es una oferta de muerte y de exportación de pandemia.

Todos estos documentales, videos, o la información que salga a la luz va a ayudar a que mucha más gente tome conciencia de la gravedad que conlleva que estas industrias sigan siendo profundizadas.

Yo tengo esperanza de que un despertar de las masas va a ayudar al cambio que necesitamos en el mundo.

Porque ese cambio no está viniendo desde arriba, es decir desde nuestras autoridades que insisten con priorizar la entrada de dinero en nuestro país en vez de poner adelante la sanidad del pueblo, el autosustento de nuestros alimentos, nuestra economía.

Además es un momento justo porque en pandemia estamos con más tiempo para observar e integrar nuevos conocimientos y de hecho una parte de mi está convencida de que llegó para esto: para decir paren un poquito, miren cómo están haciendo las cosas y miren las consecuencias que tienen sus acciones.

Como raza no podemos pensar que vamos a hacer cosas y no va a pasar nada. Estas son las consecuencias, necesitamos un cambio rápido porque estamos viviendo un colapso y no hay más tiempo.

Este es el momento para salir adelante. Y entre todos hacer un trabajo en equipo para que ese cambio que soñamos no sea una fantasía y lo podamos visualizar como una realidad. 

Galería de imágenes

Accedé a los beneficios para suscriptores

  • Contenidos exclusivos
  • Sorteos
  • Descuentos en publicaciones
  • Participación en los eventos organizados por Editorial Perfil.

En esta Nota

Comentarios