lunes 2 de agosto de 2021

SOCIEDAD | 10-03-2021 19:28

Soledad Barruti y los incendios en el Sur: “Nos estamos acostumbrando a que el agronegocio en Argentina haga estas cosas"

La periodista, activista ambiental y autora de los libros Malcomidos y Mala Leche reflexiona sobre los incendios que una vez más acorralan a nuestro país, esta vez a miles y miles de hectáreas de la Patagonia.

Los incendios en todo el país no dan tregua. Primero fue Santa Fe, luego la provincia de Córdoba y ahora, con niveles prácticamente inéditos, la Patagonia, afectando a varias localidades de Río Negro (El Boquete) y Chubut (Solís, Cerro Radal, El Blanco, Cholila y Las Golondrinas, entre otras).

Además, ya se reportaron 15 personas desaparecidas y la destrucción imparable de casas, campos y bosques por igual.  

A la temporada seca se suman los negocios de las personas dedicadas al agro, cuyo lobby se centra en frenar el tratamiento de la Ley de Humedales en el Congreso. 

Soledad Barruti, periodista y autora de los libros Malcomidos y Malaleche, visibiliza esta situación en sus redes sociales para evidenciar lo que el agronegocio puede generar sobre uno de los ecosistemas más importantes del mundo como lo son los deltas. Por eso decidimos entrevistarla y profundizar sobre esta problemática.

-En tus redes sociales hablaste de un Ecocidio, ¿cómo describirías ese acto en este contexto?

-Ecocidio es ejercer una forma de destrucción sobre un ecosistema que luego no puede ser regenerado. Es tan grande el daño que hay un antes y un después en el que lo que se encuentra es peor de lo que había porque hay menos diversidad y fertilidad. Y porque se fuerza la resiliencia de la naturaleza a un punto tal que no hay vuelta atrás.

En este sentido por supuesto que yo hablo de un ecocidio porque ese elemento que se introduce los fuegos, las quemas, los animales no corresponden a ese ecosistema. Entonces se destruye ese ecosistema para forzarlo y conformar uno nuevo que sea afín a una producción o a un negocio que se necesita.

-¿Por qué crees que estos hechos no tienen la difusión que deberían por la magnitud del daño?

-Creo que nos estamos acostumbrando a que el agronegocio en Argentina haga estas cosas. No es algo nuevo, no es la primera vez que ocurre. De hecho cerca de Buenos Aires también pasó y tuvimos momentos en los que no podíamos respirar porque estaban quemando las islas del Delta de Tigre.

Pareciera que está incorporado como una forma de producir y hay poca divulgación porque en muchos casos los grandes medios de comunicación están asociados al agronegocio, es decir son parte de esos negocios. Existen desde personas dentro de los medios que tienen negocios en la producción ganadera o de soja hasta grandes áreas de los diarios y de los canales que se nutren de la publicidad del campo en los suplementos específicos que cuentan la realidad del agro.

Entonces es muy difícil mostrarlo, se naturaliza y pareciera que esto siempre fue así. Cada vez es peor, cada vez necesitamos más de la naturaleza que se está destruyendo, cada vez nos queda menos y entonces lo que estamos haciendo es detonando una bomba que después no sabemos cómo nos va a estallar. Hay que desnaturalizarlo, complejizarlo y mostrar que las imágenes que se están recreando son de una violencia inaudita que necesita un límite.

-¿Cómo podría revertirse?

-La verdad es que habría que revertirlo poniendo en valor el ecosistema original. Los humedales son fuente de vida fundamental: son las reservas de agua más importante de la humanidad, regeneradores de Carbono y el hábitat de un montón de especies tanto acuáticas como de aves y mamíferos, además de plantas diversas. Es necesario poner en valor ese ecosistema, entender la necesidad de protegerlo como para no dañarlo ni modificarlo para instalar otro que no tiene nada que ver con ese.

-¿Cuál es tu visión respecto de la declaración de emergencia ambiental que se generó a partir de los incendios de Santa Fe?

-Me parece que está bien que es importante y que es la primera vez que se identifica que esto es un problema así de serio como es. Aunque creo que tiene que acompañarse con una Ley de Humedales. Ese modelo de ley existe hace bastante y se está militando.

Galería de imágenes

Accedé a los beneficios para suscriptores

  • Contenidos exclusivos
  • Sorteos
  • Descuentos en publicaciones
  • Participación en los eventos organizados por Editorial Perfil.

Comentarios