miércoles 25 de noviembre de 2020

MODA | 04-11-2020 18:15

"Queremos que la diversidad sea el verdadero ideal de belleza"

Durante décadas existió una sola manera de ser modelo. Pero eso está empezando a cambiar. En esta nota, cuatro nuevas modelos y activistas nos cuentan cómo y por qué.

La tapa de octubre de Marie Claire lo decía claramente: "Es con todas". Y sobre ese objetivo hay muchas personas trabajando en las industrias de la moda y la publicidad en estos días. De a poco, sus historias se están empezando a conocer cada vez más.

Acá, cuatro nuevas modelos nos demuestran que la búsqueda de mayor inclusión y diversidad en una ideal tan poderoso como "la belleza" también se puede lograr desde adentro.

 

Valeria Gómez

Tiene apenas 20 años, pero ya tachó de su “to-do list” el sueño de desfilar para marcas y pasarelas internacionales. Sus características físicas como el pelo corto y una fuerte estructura facial la han llevado a las pasarelas de Balenciaga y Versace. En nuestro país, Valeria es representada por la agencia Look1.

-¿Cómo describís tu belleza?
-La belleza es muy subjetiva, depende de quién lo mira. Para mí, se basa mucho en la actitud, ese es el secreto: cómo una se muestra a los demás. Hoy en día la actitud importa cada vez más y eso se nota en las pasarelas, con modelos de todos los colores, etnias e identidades sexuales. En ese sentido, creo que la moda va por un buen camino. Todavía le falta ser más más flexible en torno a los talles.

También te puede interesar: “De a poco las empresas están reemplazando el pink washing por una transformación verdadera”

-¿Te consideras un reflejo de lo que la sociedad espera de belleza? 
-Mmm, no lo sé. Sí creo que en Argentina todavía se trabaja mucho con un estilo de belleza comercial. Muy rubia, de ojos celestes. Yo tengo un look muy particular y shockeante, y para mí eso está buenísimo.

-¿Cómo fue tu camino para descubrir tu belleza?
-No fue nada sencillo, me costó mucho en realidad. En el colegio me hacían bullying por ser alta y usar anteojos, y eso me hacía sentir muy insegura. El modelaje me ayudó a encontrarme y a quererme. La belleza aparece cuando una empieza a quererse a sí misma. Cuando te sentís segura y respetada, eso lo transmitís hacia afuera.

Valeria Gómez
A sus 20, ya desfiló para Balenciaga y Versace.

 

Agustina Cabaleiro

Conocida en Instagram y Twitter como "Onilne Mami", Agustina es Licenciada en Publicidad, activista bodypositive, modelo, fotógrafa y creadora de contenidos para redes, desde donde realiza su pequeño gran aporte diario para que “cada mujer y persona puede tener el cuerpo que quiera”.

-¿Cuándo y cómo fue que empezaste a trabajar como modelo?
-Todo se dio como de casualidad, estudiaba Publicidad, pero no laburaba de eso y jamás había visto el modelaje como una posibilidad. Empecé porque un fotógrafo que admiro mucho me empezó a seguir y me pidió hacer unas fotos. Yo pensaba: “¿Estás seguro? ¿Por qué querés hacer eso?!” (risas). Hicimos la producción, salió genial y al toque me empezaron a contactar marcas que necesitaban alguien para modelar sus con talles no hegemónicos.

También te puede interesar: Body positive en Argentina: realidad o marketing

-¿Cómo fue el proceso de descubrirte bella?
-Mi proceso empezó a raíz del feminismo, y de entender que la belleza está directamente cruzada con lo social, lo cultural, lo geográfico. Me dije: “¡Desde hoy decido que estoy buena!” (risas). Tiene que ver con realmente ser como una misma quiere ser, sin escuchar tanto las voces exteriores. 

-¿Te tocó vivir situaciones adversas en el trabajo?
-Me pasó miles veces de que en un set no hubiese mi talle, o tener que llevar cosas mías “por precaución” y hasta quedarme afuera de la foto porque la estilista no tenía prendas de mi tamaño.

Agistina Cabaleiro
Agus es toda una referente del movimiento "body positive" en Argentina.

 

Nia Huaytalla

Ella es otra new-face en la moda argentina, de ascendencia indígena como Azul, protagonista de nuestra última tapa y de la misma doble nacionalidad: peruano-argentina. Acaba de ser admitida en la Northwestern University de Illinois para realizar allí sus estudios en Ciencias Políticas, Física y Astronomía. Además, Nia es una ferviente militante medioambiental antirracista. Con menos de un año de camino en la moda, ya ha sentido en carne propia el costado más tóxico de la industria.

También te puede interesar: “Tenemos que empezar a tomar los espacios que nos fueron negados”

-¿Cuáles fueron los desafíos que enfrentaste?
-Te diría que en general es difícil llegar a cualquier set y sentirse la “diferente”, que te miren de esa manera y que te saquen 3 fotos y a otra modelo le saquen 20. Una vez llegué a una producción y el fotógrafo me dijo: “Ah, pensé que eras la maquilladora”. Por eso, decidí trabajar con marcas independientes y emprendimientos auto gestionados y sustentables. Me hace sentir más genuina y respetada.

-¿Qué otra cosas buscás a la hora de modelar para marcas y diseñadores?
-Sobre todo intento que sea un trabajo que me provoque felicidad hacerla. Y que la marca pueda crear una imagen verdaderamente inclusiva, que sea ropa para el pueblo y para la gente común, sin reforzar estándares que sean imposibles de alcanzar.

Nia Huaytalla
Nia acaba de partir a Estados Unidos para formarse en Ciencias Políticas, Física y Astronomía.

 

Micaela Peiretti

Mica tiene 23 años, vive en Belgrano, estudia Derecho en la UBA y acaba de firmar su primer contrato como modelo con (nada menos) la agencia LO Management.

-En pocas palabras: ¿cómo describís tu belleza?
-Me gusta pensar que soy exótica, única, y que esto es algo bueno. No pensaba que el modelaje fuese algo para mí. Las veces que me decían algo por el estilo siempre lo tomaba como un halago y respondía seca, “¡ah, gracias!”. Hasta que un día decidí meterme y me empezó a gustar. Llevo relativamente poco tiempo en esta actividad.

También te puede interesar: Limay: Jeans sin género ni edad, con talles reales y producción consciente

-Si pudieras cambiar algo en la industria, ¿qué sería?
-El cambio más necesario que se pueda dar es que las hegemonías que ya vienen establecidas dejen de ser tan funcionales al patriarcado y a las estructuras de poder que ya están. Creo que la moda puede ser una industria ideal para transmitir un mensaje más inclusivo, igualitario y diverso. Y poderoso, claro.

-¿Tenés algún sueño para tu carrera?
-Sí, y se relaciona a lo anterior: quiero que de verdad la diversidad sea algo naturalizado en este ambiente. Todes somos diferentes y estaría buenísimo que eso realmente se refleje en la moda.

MIca Peiretti
Su lunar de nacimiento jamás le resultó una carga. "No tendría por qué serlo", completa.

 

Galería de imágenes

Accedé a los beneficios para suscriptores

  • Contenidos exclusivos
  • Sorteos
  • Descuentos en publicaciones
  • Participación en los eventos organizados por Editorial Perfil.

Comentarios