lunes 20 de septiembre de 2021

PERSONAJES | 30-08-2021 19:13

Halsey lanza nuevo disco y película y confirma por qué la amamos

La cantante estadounidense sorprendió con una presentación multiplataforma de If I Can’t Have Love, I Want Power, un material que está marcado por su maternidad y que seguramente marcará su carrera.

Ashley Nicolette Frangipane, más conocida como Halsey, venía adelantando su nuevo disco If I Can’t Have Love, I Want Power desde julio, cuando brindó una singular performance en el  Metropolitan Museum of Art de Nueva York (MET).

“Es un álbum conceptual sobre las alegrías y los horrores del embarazo y el parto. Para mí era muy importante que la portada transmitiera el sentimiento de mi viaje durante los últimos meses. La dicotomía de la Virgen y la Puta”, dijo en aquel momento.

Un álbum visceral

La artista de Nueva Jersey se la pasó trabajando durante todo su embarazo para dejar registro de todos sus sentimientos a flor de piel y así es como aparte del disco, realizó el guion de una película que se proyectó mundialmente durante todo el fin de semana, y un show filmado cuando aún no había dado luz a su hijo Ender Ridley Aydin.

Su nuevo material arranca con “The Tradition”, de una manera muy teatral: “La chica más solitaria de la ciudad es comprada por un precio de centavos”; y “Bells in Santa Fe”: “No me llames por mi nombre/ Todo esto es temporal”.

En “Easier than Lying” a Halsey le agarra un ataque de rebeldía y rock adolescente: “Todo mi corazón es enorme pero está vacío/ Perderte es más fácil que mentirme a mí mismo”. En “Lilith” se sincera: “A estas alturas no necesito ayuda para ser destructivo/ No puedo enamorarme si lo demuestro/ Sólo jodo las cosas, si lo has notado”.

Le siguen la misma línea rockera “Girl is a Gun” y “You asked for this”, mientras que en “Darling” llega la calma y la compositora recuerda su infancia y le canta a su bebé: “Solo tú me has mostrado cómo amar estar vivo/ Secuestraré todas las estrellas y las mantendré en tus ojos”.

“1121” se convierte en un tema de amor dramático: “No moriré por amor/ Pero desde que te conocí/ Podrías tener mi corazón/ Y lo rompería por ti”.En “Honey” vuelve el rock adolescente: “Ella es mala y es mía”. “Whispers” se pone serio de nuevo: “No me conozco/ Porque yo/ Saboteé las cosas que más amo”. El gran hit de este álbum es “I am not a woman, I'm a god” y sobrevivirá al paso del tiempo como un mantra: “No soy una mujer, soy un Dios/ Yo no soy un mártir, soy un problema/No soy una leyenda, soy un fraude”.

En “The Lighthouse” se pone dark: “Me alegro de haber conocido al diablo/ Porque me mostró que era débil/ Y un pedacito de él está en un pedacito de mí”. La última es una canción de amor para su pareja Alev Aydin, “Ya'aburnee”: “Si no vivimos para siempre/ Tal vez algún día cambiemos de lugar/ Me enterrarás antes de que te entierre”.

If I Can’t Have Love, I Want Power es muy distinto a todo lo que venía haciendo Halsey y ella reconoció en una reciente entrevista que, a pesar de su embarazo, fue el disco más fácil que escribió.

La cantante de 26 años ha experimentado a lo largo de su discografía diferentes momentos que marcaron su vida, claro que el de ahora no iba a ser una excepción sino una celebración en pleno caos mundial y personal: “Estoy teniendo el primer descanso que he tenido en siete años. Finalmente me estoy cuidando”.

Galería de imágenes

Accedé a los beneficios para suscriptores

  • Contenidos exclusivos
  • Sorteos
  • Descuentos en publicaciones
  • Participación en los eventos organizados por Editorial Perfil.

En esta Nota

Comentarios