domingo 3 de julio de 2022

PERSONAJES | 22-05-2022 15:57

Annie Dutoit: en cambio constante

Es la hija de la pianista Martha Argerich y el director de orquesta Charles Dutoit. Luego de varios años, la licenciada en literatura encontró su identidad arriba del escenario.

Annie Dutoit Argerich nació en la década del 70, en el seno de una familia de artistas donde las mujeres siempre fueron muy independientes. A muy corta edad se trasladó desde su Suiza natal hacia Londres, donde vivió un tiempo hasta que se trasladó a Bélgica; y a los 17 años se mudó a Estados Unidos. La protagonista de una vida excéntrica se formó como investigadora y licenciada en letras, experimentó su vida en varios puntos del globo y fue madre de dos hijos. A sus 46 años, entendió que el propósito de su vida estaría ligado a las artes dramáticas, por lo que comenzó una aventura que la traería a la calle Corrientes.

Annie Dutoit: en cambio constante
Annie Dutoit: en cambio constante

Annie recuerda que, al ser más joven “no quería ser parte de su familia”, ya que quería tener su propia vida e identidad. Un sueño que con el correr de los años logró cumplir. El peso de ser hija de dos monstruos del arte era bastante fuerte, y sentía que debía escapar para demostrarse a sí misma que podía hacer otra cosa. La hija de Martha Argerich dejó a su familia en Arizona, su trabajo estable, su vida cómoda, sus clases y profesión, con el objetivo de desarrollar su carrera profesional. “Busqué hacer de mi vida algo que siento que tiene que ver con mi ser profundo” aseguró la actriz en diálogo con Marie Claire. 

Desde febrero en el Teatro San Martin, Annie Dutoit se pone en los pies de Clara Weick, la pianista más aclamada en la Europa del siglo XIX y mujer de Robert Schumann. Su interpretación, en la obra escrita por Betty Gambartes y Diego Vila (junto a Eduardo Delgado en el piano y los barítonos Víctor Torres y Hernán Iturralde), le permitió entender el universo de sus padres. “Fue Eduardo Delgado quien me invitó a leer el libreto, y cuando Betty me vio le gustó lo que hice, le gustó mi look y dijo que el papel era para mí” expresó la actriz. “Aunque el guión estaba definido, tuve el placer de agregar algunas cosas, entre ellas, el idioma alemán en algunas partes. Esto nos permitió hacer de la obra algo más profundo. Betty me dijo ‘para mí, vos sos Clara’. Y desde ese momento entendí que este papel había llegado en un momento particular de mi vida, para ayudarme a enfrentar diversas cuestiones, que en realidad son muy personales, pero también para entender un poco más a mi madre. Siento que es un papel a mi medida” aseguró.

Annie Dutoit: en cambio constante
Annie Dutoit: en cambio constante

Al protagonizar esta obra, la hija de Charles Dutoit confía en hacerle llegar la música clásica a un público que no es necesariamente admirador de este repertorio. “¿Quién es Clara Weick? Contiene todos los hits de Schumann y Brahms” subrayó la actriz.  Es importante considerar que más allá de los documentos que conocemos, existen especulaciones acerca de la relación entre Weick y Brahms.

“Entre ellos hubo una amistad muy fuerte, y obviamente una atracción sexual. Incluso fue Schumann quién se enamoró de él. Para mí personaje, yo digo que hubo algo más que una entrega, más bien una relación sexual, quizás porque tengo la sensibilidad de una mujer del siglo XXI. Esta intuición es lo que me hace entender un poco la relación entre Clara Weick y Brahms, y creo que hicieron mucho más desde la imaginación” aseguró la actriz.

“Una de las cosas que más me gustan de interpretar esta obra, es la posibilidad de hablar de la relación entre hombres y mujeres, en la época en la que vivimos actualmente, donde todo el tiempo se habla del feminismo. La relación entre Weick y Brahms es una relación en la que un hombre y una mujer se complementan, son compañeros, son amigos muy cercanos” agregó Dutoit.

Annie Dutoit: en cambio constante
Annie Dutoit: en cambio constante

Es curioso que Annie, siendo la hija de una de las mayores pianistas de la historia (para algunos incluso la más grande desde Clara Weick), intérprete a la protagonista de esta obra.Tenemos datos sobre quien fue Clara Weick, y aquí le doy vida a este personaje. Estamos viviendo una época de transformación en la vida de las mujeres, por lo que en esta historia aquellas mujeres mayores de 40 años se sienten identificadas. Esta obra muestra la humanidad de la mujer” expresó Dutoit-Argerich.

“Entiendo los conflictos de ser una niña prodigio por la historia de vida de mi madre, y eso me permite entender un poco como fue la vida de Clara Weick. Tuvo ocho hijos, pero aun así nunca prefirió quedarse en su casa, algo que para la época era un escándalo. Fue una mujer que decidió ir en contra de los ideales de la época, en contra del machismo, llegando a dar conciertos embarazada y ganando más dinero que su marido” agregó la actriz.

Galería de imágenes

Accedé a los beneficios para suscriptores

  • Contenidos exclusivos
  • Sorteos
  • Descuentos en publicaciones
  • Participación en los eventos organizados por Editorial Perfil.

En esta Nota

Comentarios