Sunday 16 de June de 2024

LIFESTYLE | 21-04-2023 12:35

Ordenar tu mente para ordenar tu casa, y viceversa

Un espacio limpio y despejado contribuye a nuestro bienestar mental, pero lo mismo sucede en dirección opuesta. Te dejamos 5 consejos para que lo pongas este proceso en marcha.

Casi todos, por no decir todos, hemos escuchado la afirmación de que si nuestra casa está ordenada, también se sentirá así nuestra mente. Pues podemos dejar de pensar que esto es tan solo un dicho popular, ya que la idea ha sido confirmada por El Consejo General de Psicología en el estudio “Hogares con psicología”.

Casa
Casa ordenada, mente ordenada

Así, mantener nuestra casa en orden repercutiría directamente en nuestro bienestar y felicidad. Podemos comenzar con simples acciones diarias como estirar la cama, mantener la cocina limpia, o tener la ropa acomodada en sus correspondientes estantes, cajones y guardarropas. Una consideración fundamental a tener en cuenta también, es que, cuanto menos cosas tengamos a la vista, mejor y más organizado se va a sentir nuestro hogar, y por ende, también nuestra mente.

¿Qué dice la neurología al respecto?

Según una investigación realizada por las Universidades de Princeton y Texas -Austin, nuestro cerebro tiende naturalmente al orden, esto se debe a que cuenta con mecanismos que organizan la información que recibe para así generar las respuestas adecuadas.

Casa
Casa ordenada, mente ordenada

Es esta capacidad de organización que posee nuestro cerebro, la que le permite funcionar de forma eficaz y por tanto nosotros nos sentimos en mejores condiciones para realizar nuestras tareas y obligaciones del día a día. Contrariamente, nuestra capacidad de toma de decisiones y orden se ve perjudicado por las emociones negativas, que bien pueden tener su raíz en un ambiente desordenado.

También sucede a la inversa: un hogar ordenado repercute en una mente ordenada

Los especialistas en diseño de interiores comenzaron a vislumbrar que el orden de nuestra casa no es solamente algo externo, sino que tiene su efecto también a nivel mental. Algunos incluso afirman, desde la experiencia propia, que limpiar la casa limpia al mismo tiempo la mente, ordenando pensamientos y sentimientos.

Casa
Casa ordenada, mente ordenada

Los siguientes consejos podrían ayudarte a comenzar este recorrido de ordenar mente y hogar:

  • Sin prisa y con paciencia

El orden del hogar puede llevar su tiempo. No busquemos hacer todo en un día porque vamos a terminar agotadas. Lo mejor es ir paso a paso, ambiente por ambiente. Con el tiempo, desarrollaremos un ritmo cada vez más eficiente y la tarea se volverá algo cada vez más sencillo.

  • Empezar por lo más molesto

Se sugiere comenzar por ese área de la casa que más estrés nos genere. Ordenar y limpiarla generará inmediatamente una sensación de bienestar interior. Luego podremos seguir así, más tranquilas, con el resto de la casa.

  • Desechar aquello que ya no usamos

Cuando ordenemos nuestro hogar se nos presenta una oportunidad excelente para identificar qué cosas queremos conservar y qué cosas ya no tienen uso en nuestra casa. Esta últimas podemos regalarlas, venderlas o donarlas, pero lo importante es eliminarlas de nuestro ambiente si ya no tiene razón para estar allí. Así, terminaremos por obtener un espacio más despejado, que sin duda contribuirá a nuestra paz mental.

Galería de imágenes

Accedé a los beneficios para suscriptores

  • Contenidos exclusivos
  • Sorteos
  • Descuentos en publicaciones
  • Participación en los eventos organizados por Editorial Perfil.

En esta Nota

Comentarios