martes 18 de junio de 2019

SOCIEDAD | Hace 2 semanas

Una niña encarna la imagen del cuidado del medioambiente

En el marco del Día Mundial del Reciclaje, que se celebró el viernes 17 del corriente mes, el Ministerio de Ambiente y Espacio Público porteño presentó la obra “En las manos del mundo”, del artista plástico francés Saype.

La obra, que ocupa más de 5200 metros de pasto de la Plaza San Martín en el barrio de Retiro y alcanza los 40 metros de alto y los 50 de ancho, comienza con la representación de muchas botellas acumuladas. 
Continúa con la pintura de una niña que dibuja en un cuaderno y finaliza con una imagen de flores, sol y pasto. 

“En las manos del mundo”, es el nombre de esta obra que es completamente biodegradable y desaparece con el crecimiento del pasto. 

“Mi arte siempre trató de ser abierta y optimista. Para mí el arte debe ser una herramienta en beneficio de lo humano y la sociedad. Venir a Buenos Aires con motivo del Día del Reciclaje es una acción fuerte para transmitir el mensaje sobre la necesidad de proteger nuestro futuro común y sobre nuestra responsabilidad para las próximas generaciones”, fueron las palabras que el artista Saype utilizó para agradecer su llamado a participar. El francés fue elegido por Forbes como una de las personalidades sub 30 destacadas de la cultura. 

Pero, aunque es la única intervención que permanecerá en la Plaza hasta que el paso del tiempo diga lo contrario, solo funciona como un complemento del mensaje que se quiere comunicar: los niños serán los únicos capaces de revertir la contaminación. 

Un simulador itinerante que permite que niños y niñas de todos los jardines de infantes puedan vivir el proceso de reciclado que funciona en la planta de Villa Soldati, acompaña el concepto y la emoción de los chicos que se enfrentan a esa experiencia es palpable. 

Los niños comienzan la simulación del recorrido recibidos por un robot que “sin intención” aprieta un botón y da inicio al proceso de reciclado: movimientos, agua y aire, son algunos de los procesos por los que cada uno pasa. 

“Papel, vidrio, plástico, metal y cartón”, son las últimas palabras con las que finaliza el recorrido. Y lo más sorprenderte es que muchos niños saben que son los elementos dispuestos para reciclar. 

Galería de imágenes

Accedé a los beneficios para suscriptores

  • Contenidos exclusivos
  • Sorteos
  • Descuentos en publicaciones
  • Participación en los eventos organizados por Editorial Perfil.

En esta Nota

Comentarios