domingo 25 de agosto de 2019

PERSONAJES | Hace 1 semana

María Avellaneda: “Me gustaría que las mujeres se liberen a la hora de invertir”

La empresaria argentina de bienes raíces “top” del momento en Nueva York tiene una historia particular. Qué tips les da a las mujeres para “empoderarse” a la hora de hacer una inversión inmobiliaria.

Pablo Rodriguez
Pablo Rodriguez

Periodista de Perfil.com

“La idea de que la mujer debe ocuparse u opinar sobre la parte estética de una propiedad a la hora de la compra es algo que debe terminar: que rompan ese miedo y que se liberen a la hora de invertir. Si hoy una mujer quiere hacer la diferencia, tiene que conseguir la independencia económica”.  Así, de esta forma, María Avellaneda, empresaria argentina que cada vez es más influyente en el mundo del real estate de Nueva York resume el rol que observa de la mujer en el mercado del real estate.  

Avellaneda, accionista de Compass (empresa líder en real estate, valuada en $4,400 millones de dólares), también supo convivir con esa desigualdad. “Es más difícil que te escuchen siendo mujer. En mis inicios todo lo tenía que demostrar el triple. Mi performance no podía ser normal. Si estaban esperando A, yo tenía que proveer A, B, C y D”, explica en diálogo con Marie Claire desde Nueva York. 

¿Te costó hacerte lugar en el mundo del real estate?

Sin el backward financiero que yo tenía (trabajó en el Banco Mundial, el BID y el Financial Times),  me hubiese sido imposible acceder a los clientes que tengo. El boca a boca es clave ahí. A la vez, implicó el esfuerzo de tener que demostrarles que por ser mujer todo el tiempo que sos excelente y que no tengo margen de error. Cada error, implica millones de dólares por lo que no te podés equivocar. Lo bueno es que por lo general las inversiones siempre salieron bien, tuve buen ojo en el mercado y así fue creciendo mi clientela. 

Maria_Avellaneda_Compass
María Avellaneda junto a la princesa Eugenia de York en un evento en el New Museum de NYC en donde fueron sponsors de una muestra de Marta Minujín.

¿Cómo observás el rol de la mujer a la hora de invertir? 

El 80% de mis clientes son hombres. Este negocio las mujeres quizás no lo ven tanto como la diversificación de capital que realmente es. A veces, se prefiere darle el dinero a alguien de banca privada que se los maneje y ellas no se involucran en los números. Yo les digo que eso es lo peor que pueden hacer. Es una falla enorme. Estaría muy bueno que las mujeres sean más independientes. Observo, en general, que cuando llega la hora de tomar decisiones que implican tanto capital, se asustan. Las delegan en el otro. Hay que tener más confianza. 

¿Qué les aconsejarías a las mujeres que piensan en invertir en Nueva York? 

Cuando hay una compra familiar, la mujer tiene una opinión en la parte estética, pero el tema de los números hay que resolverlos con el marido. Estaría muy bueno que se involucren más. Es dinero de ellas también. Me gustaría poderle hacer sentir a una mujer que ese tipo de decisiones las pueden tomar y que pueden hacer muy buenos negocios. Que rompan ese miedo y que se liberen a la hora de invertir. Si hoy una mujer quiere hacer la diferencia, tiene que lograr la independencia económica. 

¿Qué oportunidades les recomendás que tengan en cuenta?

Mientras la economía estadounidense está en el periodo de crecimiento más prolongado de su historia, en Nueva York hubo cambios radicales en el mercado inmobiliario. Hoy vivir en barrios de excelencia como Down Town, Tribeca o Madison Square Park dejó de ser una misión imposible. ¿Por qué? Además de la oferta de financiamiento a tasas interesantes, hay una sobreoferta de propiedades. Es el momento perfecto para invertir. 

 

Galería de imágenes

Accedé a los beneficios para suscriptores

  • Contenidos exclusivos
  • Sorteos
  • Descuentos en publicaciones
  • Participación en los eventos organizados por Editorial Perfil.

En esta Nota

Pablo Rodriguez
Pablo Rodriguez

Periodista de Perfil.com

Comentarios