sábado 3 de diciembre de 2022

PERSONAJES | 16-11-2022 07:42

Papryka: "La moda es parte de mí, es una pasión y una búsqueda constante"

Del under, a las redes y de ahí a las plataformas tradicionales. El talento de hacer reír apto todo público.

Quiso ser Fran Drescher, soñó con los castings de Cris Morena, quiso tomar sopa en invierno y en verano también, imaginó looks aunque estuviera en pijama, estudió teatro y junto a sus amigos pensaron en hacer comedia y subirla a Youtube donde hasta ese entonces circulaban mayoritariamente videos musicales. Así nació Hecatombe, el grupo que viralizó la comedia cordobesa millenial. Agustina Suásquita, chica multicolor, ama del mundo digital, risa contagiosa y humor picante se convirtió en Papryka, la Papry. Y si bien es cierto mueve las redes como nadie es ante todo actriz. La remó desde el teatro indie, pateó castings y hoy comparte con Leonardo Sbaraglia, Carla Peterson y un elenco clase la nueva película de Ariel Winograd, El Gerente, primera producción original argentina de Paramount+ que la está rompiendo en plena euforia mundialista.

Allí es Vicky, una integrante del equipo de marketing que deberá lograr lo imposible y no morir en el intento. Si Álvaro, el gerente del título tuvo la loca de vender televisores y prometer devolverle el dinero a los compradores si Argentina no clasificaba para el Mundial 2018, Papry también consiguió lo que parecía inalcanzable: hacer una carrera sólida en el cine y las plataformas.
Mientras disfruta de que El Gerente sea unos de los títulos argentinos más importantes de 2022, filma Inadaptada, la nueva serie de Paramount+ protagonizada por Maite Lanata que veremos el año próximo. Papryka no para y tiene con qué.

Papryka


-En El Gerente repetís con Leo Sbaraglia y con el director Ariel Winograd, con quienes ya habías trabajado en Hoy se Arregla el Mundo. Pero ahora formás parte de equipo que trabaja junto al gerente protagonista, ¡te ascendieron! ¿Cómo fue esta experiencia?
-Sí, me ascendieron y fue alucinante. Además te cuento algo muy gracioso, cuando hice el papel chiquito en Hoy se Arregla el Mundo comuniqué en mis redes que tenía un coprotagónico con Leo Sbaraglia. Sí, dije eso, después la gente fue a ver la película y descubrió que yo salía 2 minutos (risas). Así que obviamente cuando me llamaron de El Gerente con este papel tan hermoso y más importante sentí que medio se me estaba haciendo realidad lo que había dicho en el plano de la ilusión. 


-El filme tiene varios momentos emotivos y pensaba, ¿qué sentiste cuando te llegó el guión?
-Viste que “Wino” sabe combinar en dosis justas la comedia y la emoción, es así. Cuando me llegó el guión… te cuento algo, yo no soy de llorar por felicidad pero cuando son cosas de trabajo me largo a llorar, hay algo de eso que me emociona. Cuando termina el rodaje también me lloro todo, la emoción de estar trabajando de lo que uno ama es muy fuerte. 

“La moda es parte de mí, es una pasión. Es una búsqueda constante, porque siento que no tengo una línea definida, mi estilo es muy versátil”.

-¿Sentís que hay un prejuicio con los actores que provienen del mundo digital? 
-Total, siempre va a haber un prejuicio y es muy loco. Personalmente no escucho algunos comentarios que se generan desde ahí porque soy muy segura de mi trabajo, sé que tengo que laburar y lo que haga va a ponerme en un determinado lugar. Yo creo en la fuerza del laburo, si quieren hablar, digan, no importa, porque voy a seguir en esta. Aparte a pesar de haberme hecho conocida en redes provengo del teatro under. Lo nuestro siempre fue actuar y lo que hago ahora no lo siento tan distante de todo lo anterior, Internet te ofrece herramientas magníficas parta mostrar lo que hacés y no tiene fronteras.


-¿Las redes son el nuevo off? Porque antes se juntaban cuatro pibes y montaban una obra. ¿Qué se necesita, aparte de coraje, para emprender un camino como actriz sin contactos pero con voluntad?
-El coraje es lo primero. También me obsesiona mucho el tema de la diversión, si voy a hacer algo pueda que sea difícil, que me exponga, que me cueste, que me frustre, pero no puede pasar que no me divierta porque sino estoy perdiendo tiempo de mi vida porque el trabajo forma parte de tu día a día. 

Papryka
-Por estos días y un poco a raíz de lo que pasó con Tom Holland que cerró sus redes, algo que ya habían hecho otros actores como Paul Mescal de Normal People, se habla mucho de la presión del mundo digital. ¿Qué pensás del tema? ¡Ya colapsó hasta Spiderman!
-Spiderman y novio de Zendaya que la adoro. Me ha pasado de estar cansada de las redes, no al límite de que me haya hecho mal porque tengo la particularidad de haber generado una comunidad súper amable y eso creo que tiene que ver con cómo le hablo a la gente. Yo habilito ciertas cosas y otras definitivamente no, con eso no transo, compartimos los mismos valores. La bardeada a mí no me interesa, chau, ni nos vimos. Pero sé que ese problema suele aparecer cuando el nivel de exposición es tan alto que empieza a consumirte un público al que en realidad no le importa tu laburo, ahí se me ocurre que empieza un hate más intenso y difícil de manejar. Tuve mis momentos y ahora que estoy tan ocupada laburando me estoy permitiendo no subir nada. ¿Qué es lo peor que puede pasar? Frená un segundo y pensalo. ¿Perder seguidores? Ok, pero estoy filmando una serie, ¿qué me importa? 


-Recién nombraste a Zendaya y es la uno de su generación no solo como actriz sino por su sentido del estilo. Necesitamos hablar de moda, porque vos te hiciste muy conocida debido a tus looks , ¿cuál es tu diferencial?
-Ay si, no se puede creer Zendaya. La amo, acierta siempre. La moda es parte de mí, es una pasión. Es una búsqueda constante, porque siento que no tengo una línea definida, mi estilo es muy versátil. Me la paso viendo material, chupando mucha info de las semanas de la moda, cosas que te abren la cabeza y están conmigo todo el tiempo. Me levanto y lo primero que hago es ver que look armo hoy, pero desde siempre porque es mi forma de expresión. Este año me ocurrió algo, siempre fui muy obsesiva del color y empecé a sentirme desafiada en cuanto a armar atuendos con tonos neutros que nunca antes me habían gustado, detesté toda mi vida los colores tierra por ejemplo, no sé qué me pasó! ¿Estaré vieja? (risas).

“A veces me aburro de las redes. Tuve mis momentos y ahora que estoy tan ocupada laburando me estoy permitiendo no subir nada”.

-Para terminar, un desafío en forma de pregunta. La película se llama La Gerenta y la protagonista sos vos, pero en la vida real. Armá una empresa, elegí rubro y contamos cuál sería tu estrategia de marketing…
-Te la digo así, tendría una empresa de productos beauty veganos y la estrategia de marketing sería absolutamente digital, todo con influencers, pero no con nombres mega conocidos sino con micro influencers súper diversos. Y no solo para mujeres sino para todos los géneros, si la hacemos te aseguro que va a ser una empresa millonaria. 

Fotos: Gentileza Iara Maxwell

at Marcela Soberano

Galería de imágenes

Accedé a los beneficios para suscriptores

  • Contenidos exclusivos
  • Sorteos
  • Descuentos en publicaciones
  • Participación en los eventos organizados por Editorial Perfil.

En esta Nota

Comentarios