martes 22 de octubre de 2019

MODA | Hace 3 meses

Moda genderless: cada día más firmas se suman a esta tendencia

Fuera etiquetas, fuera tabúes. Hoy las barreras de género se desdibujan y abren camino a una generación desprejuiciada y no binaria.

“El sexo es biológico. El género es cultural.” Así resumía el autor Jeffrey Eugenides las conclusiones alcanzadas con su novela Middlesex (2002), ganadora de un Pulitzer. El género. Un (sis)tema cuyas barreras suben y bajan desde que diseñadores como Jean Paul Gaultier y Vivienne Westwood vistieran con polleras a sus modelos masculinos, allá por los 80. O desde que la camada japonesa, representada por ReiKawakubo, Issey Miyake y Johji Yamamoto, deconstruyera el vestir tajantemente. 

“Siempre me pregunto quién estableció las diferencias entre prendas de hombres y de mujeres”, expresaba Yamamoto en 1983. Y hoy Rick Owens, otro colega que viene creando una identidad andrógina desde 2002, declara: “No entiendo por qué esta generación piensa que inventó la fluidez de género. Esta fue impuesta más fuerte y notoriamente en los 70… y en el Japón del siglo XVI”. 

Lo cierto es que, en nuestros días, la polarización de la moda se deshace en manos de exponentes como Nicolas Ghesquière (Louis Vuitton) o Alessandro Michele (Gucci).Incluso marcas de la masividad de Zara, H&M y Asos han creado colecciones unisex. 

En el lado de la alta costura, Rad Hourani, aprendiz de Olivier Rousteing, fue el primero en introducir una colección genderless aprobada por la Chambre Syndicale de la Haute Couture en 2013. El canadiense de 37 años, que diseña sus trajes sobre maniquíes femeninos pero los prueba en hombres, dice: “Las prendas deben celebrar lo que uno es como ser humano, y hacerlo sentir empoderado en vez de etiquetado”.

Ghesquière también sostiene su postura unisex. En 2017, por ejemplo, eligió al actor millennial Jaden Smith para protagonizar su campaña femenina; pollera incluida. Y en su desfile para esta primavera, cerró con dos modelos ataviados en trajes masculinos. “Elles” eran Krow, transgénero, y la mexicana Jessica Espinosa, que se identifica como mujer, pero prefiere que le digan Jay. Cabe destacar que Virgil Abloh, director creativo de la línea masculina de LV, gusta de vestir chicas como Kim Kardashian o Bella Hadid. 

¿Otro diseñador cuyos modelos masculinos lucen polleras? Thom Browne, autor de piezas tableadas, midi y maxi, combinadas con tacos altos. Michele, por su parte, abrió el último show de Gucci con chongos en vestidos largos, mientras Claire WeightKeller (Givenchy) se inspiró en el affair entre Lou Reed y Nico, quienes en su momento usaban la ropa del otro. Y ni hablar de Hedi Simane (Celine), cuyo afán por la androginia ya suma décadas de recorrido. 

Mención aparte merece John Galliano, al frente de Maison Margiela. Su pasarela, abierta por la modelo trans Finn Barrett, acogió hombres dragueados, y viceversa. El propósito, borrar cualquier prejuicio o construcción ligada al género. Objetivo que comparte su primera fragancia para la firma, Mutiny (“sublevación”), bautizada en honor a la manifestación de los jóvenes en contra de códigos arcaicos. “Al igual que la creatividad, los aromas carecen de nacionalidad, género y credo”, sostiene Galliano. 

A nivel local, cada vez son más los nombres que reconocen la ambigüedad de género como parte de su ADN. Mientras los Kostüme, Lena Martorelloy Emilse Benítez llevan temporadas avocados a la causa, el club se expande. Entre los nuevos miembros están Sebastián Raimondi, que debutó durante BAFWeek; Mía Soifer, que trabaja con proporciones oversize; o TRNS, la marca “plurigénero” de Julieta Omil, Damasia Arias y Martina Barreiro.

Todo pareciera indicar que el sistema binario va camino a caducar. Y más allá de la moda, el suceso forma parte de un cambio cultural. Galliano dixit: “Vamos camino a descubrir una nueva sensualidad, una nueva sexualidad, rompiendo esquemas preconcebidos sobre qué es masculino y qué es femenino”. Algunos lo llamarían evolución. 
 

at Matias Tortello

Galería de imágenes

Accedé a los beneficios para suscriptores

  • Contenidos exclusivos
  • Sorteos
  • Descuentos en publicaciones
  • Participación en los eventos organizados por Editorial Perfil.

En esta Nota

Comentarios