miércoles 2 de diciembre de 2020

CULTURA | 20-11-2020 09:42

Helena Estrada: "Cada paso que da una mujer abre caminos para las demás"

Hablamos con Helena Estrada sobre su nuevo libro Saltar por nosotras y sobre feminismo y sororidad.

Helena Estrada es abogado y fue creadora del Centro de Desarrollo Económico de la Mujer, en el Ministerio de Producción de la Argentina. Tiene un Podcast que se llama Mujer es poder y acaba de lanzar un nuevo libro llamado: Saltar por nosotras, en el cual por primera vez escribió textos junto a 34 mujeres de diferentes ámbitos y edades latinoamericanas. 

-¿Cómo surge la idea del libro?
-He tenido el privilegio de viajar mucho por toda la Argentina y parte en el exterior, dando muchas charlas a distintos grupos de mujeres, desde mujeres en cooperativas muy humildes hasta grupos de empresarias internacionales. Durante ese tiempo fui descubriendo cuántas cosas en común tenemos las mujeres, mucho más que las diferencias, y además esas similitudes son las más profundas, las más personales. De a poco me fui animando más a hablar sobre esos temas, y podía ver la respuesta de tantas mujeres comentando “eso me pasa a mí también”. Así surge la idea de plasmar estos aprendizajes y observaciones en un libro. Pensando en acompañar a más mujeres en su propio camino hacia una mayor autonomía con empatía.


-¿Cómo sucedió y cómo elegiste a las mujeres latinoamericanas que participaron?
-La idea de sumar a otras mujeres surge a mitad de camino, mientras el libro iba tomando forma. Me pareció necesario sumar otras voces, diversidad. Otros puntos de vista que enriquecieran el texto.

Fui convocando a mujeres de distintas edades y sectores. Estoy tan agradecida con ellas, porque la invitación fue muy escueta, les compartía que estaba escribiendo un libro, y que cada segmento tenía una frase disparadora, donde yo desarrollaba un texto, y la siguiente sección constaba de la participación de dos mujeres que escribirían en unas 100 palabras en base a lo que les sugiriese esa frase. Solamente eso. Y las 34 mujeres aceptaron, sin preguntar mucho más. Para mí fue una muestra más de la vocación de entrega de las mujeres para aportar a aquello que nos empodera.


No puedo dejar de mencionar que también la participación de mi mamá, mi hermana y mi hija. Me pareció relevante tener miradas de distintas generaciones de una misma familia, respondiendo a las mismas preguntas sobre la crianza familiar. Me emociona mucho que ellas estén en la introducción.  


-¿Cómo fue el trabajo "casi coral"?
-Creo que la participación uno a uno de cada mujer que escribió sin leer los textos de las demás o los míos, le da al libro esa armonía que ocurre cuando se percibe diversidad, pero algo en común también. Y eso común creo que es la entrega, la autenticidad de los textos de cada una. Sumados, se crea una unidad rica, de distintas dimensiones, donde las lectoras pueden adentrarse e identificarse en distintos puntos.

-¿Por qué el título Saltar por nosotras?
-No fue fácil encontrar un título. Salían largos, o en clave. Creo que Saltar por nosotras refleja el espíritu del mensaje del libro. Cada paso que da una mujer abre caminos para las demás. Ese paso, o ese salto requiere una determinación personal e intransferible. Hay un momento de antes y después que depende de ella, y le pertenece. A eso se le suma el sentido comunitario, esos saltos o pasos individuales demuestran un crecimiento personal, pero también impactan en las demás mujeres, también hay un propósito más allá de lo personal.

Solo basta ver a Kamala, la primera mujer vicepresidenta mujer de los Estados Unidos. Sin duda es un paso para ella, pero también para miles de mujeres pares, jóvenes, o incluso mayores, que ven en su salto, en su crecimiento un reflejo de lo propio, un camino abierto para ellas realizado por otra mujer.


-¿Cuál es la repercusión que esperás de las lectoras? ¿en qué inspirarlas?
-Ya van llegando las devoluciones de las lectoras, y se va creando algo parecido a una intimidad. Compartir reflexiones sobre nuestros miedos, culpas, dificultades, alegrías, análisis de elecciones vitales… nos acerca.

Mi mayor esperanza es que el libro aporte a la propia reflexión de cada una, a una mayor sensación de libertad, de posibilidades, de responsabilidad empática y amorosa respecto a nosotras mismas y quienes nos rodean. Y entusiasmo. Un cálido entusiasmo por la fuerza vital que todas tenemos.

Galería de imágenes

Accedé a los beneficios para suscriptores

  • Contenidos exclusivos
  • Sorteos
  • Descuentos en publicaciones
  • Participación en los eventos organizados por Editorial Perfil.

En esta Nota

Comentarios